La nueva denuncia a ‘Gran Hermano’ que pone en aprietos a Telecinco

Patrocinados
 

El pasado sábado 4 de noviembre por la mañana, Mediaset decidió sacar de la casa de Gran Hermano: Revolution a José María y a Carlota, dejando estupefactos a los espectadores del programa. Cosa rara en Telecinco, se limitaron a reproducir tanto el programa como otros formatos de la casa, sin actualizar la información ni ofrecer más detalles.

Según un comunicado que el programa hizo público horas después en sus redes sociales y web oficiales, José María había sido expulsado por “conducta intolerable“, mientras que Carlota había sido invitada a salir de la casa, al menos temporalmente. En aquel momento el programa no dió más información al respecto.

Patrocinados

No hubo que esperar a la próxima gala para saber lo que había ocurrido. Según informó El Confidencial, el director de Contenidos del reality acudió el pasado sábado a las 1:30 horas al cuartel de la Guardia Civil de Colmenar Viejo para denunciar que uno de los participantes del programa habría presuntamente abusado sexualmente de otra compañera cuando esta se encontraba bajo los efectos del alcohol.

Según el atestado, y como ya habían adelantado algunos tuiteros muy atentos a lo sucedidolos hechos se habrían producido durante una de las sesiones de “edredonning; ante la posibilidad de que José María hubiera podido mantener relaciones sexuales no consentidas con Carlota, que se encontraba presuntamente bajo los efectos del alcohol, los responsables del programa decidieron poner los hechos en conocimiento de la Guardia Civil.

Patrocinados

Días más tarde, las autoridades rompieron su silencio sobre el asunto y aseguraron que tras ver las imágenes facilitadas por la productora no se aclaran los hechos. Además, confirmaron que en ningún momento ha habido denuncia alguna por parte de la víctima, Carlota.

Así, las autoridades afirmaron que “no se han realizado más diligencias” sobre este asunto por ninguna de las partes. Ya que no se podría demostrar el delito, parecía que el caso se iba a paralizar ante la imposibilidad de actuar de oficio.

Después de todas estas noticias, EL CONFI TV se puso en contacto con el entorno cercano del ex concursante, quienes aseguraron estar muy preocupados por el joven, porque “aunque luego se demuestre que nada de eso sucedió, su nombre ya ha quedado manchado delante de toda España“.

Además, en un comunicado publicado por su club de fans declararon que a José María el asunto “le sobrepasa, no llega a entender nada (…) y lo ha tenido que poner en manos de abogados para preservar sus derechos y dignidad“, por lo que todo apuntaba a que tomarían medidas legales contra Telecinco por lo que estaba ocurriendo.

Pues bien, Carlota se reincorporó voluntariamente el miércoles 8 de noviembre por la tarde a Gran Hermano Revolution. El regreso de la concursante se produjo un día antes de lo previsto, el miércoles a las 17:50h, y para preservar su intimidad el canal 24 horas dejó de emitir. Los responsables del programa prefirieron también que la primera conversación de Carlota con sus compañeros fuese completamente privada.

La conversación privada se prolongó cerca de una hora, hasta las 18:45h, cuando volvió la emisión y se pudo ver a Carlota hablando con sus compañeros. En ese momento, la cuenta oficial del programa publicaba un tuit comunicando su reincorporación.

La decisión de cortar la emisión se debió a que la organización del programa quería evitar “hacer un espectáculo” de su regreso, sin embargo, no tardaron en contradecirse ya que durante la gala del jueves 9 se pudieron por fin ver las imágenes de Carlota hablando sobre lo que sucedió la fatídica noche.

La gala de hecho ha comenzado con la imagen de la joven volviendo a la casa. Un vídeo en el que se han podido escuchar las primeras palabras de la concursante nada más pisar el confesionario tras su regreso: “Como podrás imaginar, no va a ser fácil explicar la magnitud de lo que siento“, comenzaba la joven.

“Muy a mi pesar tengo que confirmar que estoy de acuerdo con la decisión de la organización de expulsar a José María. Es cierto que se dio un hecho grave y desagradable contra mi persona estando inconsciente.”

Además, ha explicado por qué a pesar de haber existido ese presunto abuso, no denunciará lo ocurrido:

“Por el momento he renunciado a continuar ningún tipo de procedimiento, pero tengo que aclarar también que desde el sábado por la tarde, y él lo sabe perfectamente, ya no existe ningún tipo de vínculo con él.”

La concursante ha explicado también por qué necesitaba regresar: “yo pedí un sueño, se me concedió y sé que solamente pasa una vez en la vida. Necesito volver a la casa“, contó.

Días después de su vuelta a Guadalix de la Sierra, Carlota usó la emisora que tienen dentro de la casa para comentar cómo se siente tras lo ocurrido con José María y, de paso, mandarle un mensaje a los espectadores:

“Quería pediros que por favor respetéis a mi familia. Que tengáis tacto con el tema. Que entendáis que las cosas pueden tener muchas versiones, pero que igual que una imagen vale más que mil palabras un vídeo puede valer un millón.”

Después, se apoyó en la canción “Pájaro sin vuelo” de Manuel Carrasco para ilustrar que se siente con fuerzas para seguir dentro del programa:

“El destino a veces se trunca, pero como dice la cancioncita que estamos escuchando, que para adelante, que los huevos los tengo muy gordos. Que en peores plazas hemos toreado y que para adelante.”

Sin embargo, la polémica continúa: el Instituto de la Mujer ha denunciado a través de un comunicado la situación vivida en el programa. En el texto condenan “tajantemente cualquier forma de agresión sexual hacia las mujeres“, subrayando que “las relaciones sexuales solo son plenamente consentidas si hay una aceptación explícita por ambas partes y libre de cualquier forma de coacción“.

Además, el organismo dependiente del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha señalado que algunos programas son “caldo de cultivo de violencia hacia las mujeres. Este es el comunicado completo:

“En relación con las informaciones sobre la denuncia de posibles abusos sexuales a una de las participantes en el programa Gran Hermano, que se emite en la cadena TeleCinco (Mediaset), e interpuesta por la productora del programa, el Instituto de la Mujer y para la Igualdad de Oportunidades condena tajantemente cualquier forma de agresión sexual hacia las mujeres. Asimismo recuerda que las relaciones sexuales solo son plenamente consentidas si hay una aceptación explícita por ambas partes y libre de cualquier forma de coacción.

Por otro lado, este organismo quiere poner el acento en el negativo ejemplo que supone, especialmente para la audiencia más joven, la reiteración de actitudes sexistas y comentarios denigrantes hacia las mujeres que son frecuentes en determinados programas de telerrealidad. La permanente cosificación, el trato vejatorio y el menosprecio a algunas participantes por su condición de mujeres constituyen un caldo de cultivo para la perpetuación de la discriminación y la violencia de género. Es inadmisible que estos contextos puedan, en ocasiones, admitirse o alentarse en aras de incrementar los índices de audiencia.

Estos comportamientos han sido repetidamente denunciados por la ciudadanía en el Observatorio de la Imagen de las Mujeres, que se ha dirigido en más de una ocasión a las cadenas responsables de su emisión reclamando mayor control. Por esta razón, quiere aprovechar este último caso conocido para hacer un llamamiento público a productoras y televisiones para abrir una reflexión sobre la gran responsabilidad que implica normalizar, frivolizar o tolerar actitudes que suponen un atentado contra la dignidad o la integridad de las mujeres.”

No han sido pocos los que han deducido que estos “realities” a los que se refieren son precisamente otros de Telecinco, como el controvertido Mujeres y Hombres y Viceversa, poniendo así a la cadena de Mediaset en el punto de mira de la denuncia.

La polémica está servida

Tenemos que recordar que el tema del consentimiento siempre ha sido polémico. Aunque pueda parecer algo muy obvio, mucha gente no entiende aún cómo funciona el consentimiento en una relación sexual. Y precisamente por eso han nacido iniciativas como Project Consent, una ONG destinada a analizar lo que llaman “la cultura de violación“, y que recientemente lanzó una serie de videos que ilustran de manera desenfadada y, sobre todo, muy clara qué es el consentimiento sexual, y qué no. O este hilo de Twitter que explica la diferencia entre violación y consentimiento en 5 frases para los hombres que no lo pillan

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Patrocinados

Uso de cookies

Seguro que sabes que tenemos que molestarte porque nos obligan a avisarte de que usamos cookies. Esta es la política de cookies, pincha el enlace para más información.Si continúas navegando entendemos que aceptas dicha política.

ACEPTAR
Aviso de cookies