Web
Analytics

20 personas que se atrevieron a hacer compras on line pensando que la expectativa vs realidad era una broma

En estos tiempos es raro lo que no se pueda comprar por internet. Es nuestra forma de comprar más común, y siempre que nos llega a casa un paquete, aunque sepamos lo que contiene, lo abrimos con la ilusión de un niño el día de de su cumpleaños. Luego vienen las sorpresas, como que te llegue algo que no pediste o que el producto venga destrozado…

Aquí tenéis una recopilación en la que los paquetes que llegaron a estos usuarios no resultaron ser lo que esperaban o el estado era más que lamentable. Seguro que os sentís identificados con más de una de estas situaciones…

“Pasé del enfado a la risa…”

“Por fin llegaron mis botas para snowboard, y son distintas”

“Faltan cinco piezas y enciam la imagen no es la misma, tremendo”

“Pedí 1 kilo de jalapeño, y recibí dos jalapeños enormes”

“Pedí estos guantes y esto fue lo que llegó”

“Acaban de entregarme mi televisión de 75 pulgadas y nada más sacarla de la caja pasó esto”

“Me aseguraron que el vestido no se arrugaba, pues eso…’”

“Lo que pedí, lo que me llegó”

“Pedí 10 metros de papel tapiz en línea y obtuve 10 rollos de 1 metro”

“Las botas que pedí y los zapatos que me llegaron, tuve ataque de risa…”

“Lo que pedí y lo que recibí”

“Mi primera pizza en piedra iba a ser esta noche, y efectivamente, iba a ser…”

“La tienda me mandó un delantal equivocado. Ahora tengo un delantal con la cara de este chico desconocido”

“Compré un microondas para mi habitación en la residencia y así llegó”

“Mi nueva alfombra para el baño ha llegado”

“La abuela compró esto para su nieta y tres meses después llegó esto”

“El parche que pedí y el que me llegó”

“No puede ser verdad”

“Mis primeras compras online no han sido muy exitosas”

“Máscara de oro líquido para la cara. Esto es lo que me llegó”