Web
Analytics

Cristina Castaño confirmó las malas noticias sobre el estado de salud de José Luis Gil

El actor de La que se avecina sufrió un infarto cerebral.

El actor José Luis Gil, conocido por su personaje de Juan Cuesta en Aquí no hay quien viva o Enrique Pastor en La que se avecina, sufrió a principios de noviembre un ictus isquémico agudo hemisférico izquierdo, un infarto cerebral. El actor fue ingresado en el Hospital Nuestra Señora del Rosario durante casi un mes, momento en el que pasó a recuperarse en su domicilio.

Desde entonces, el actor continúa recuperándose. Su rehabilitación está siendo llevada a cabo en un centro especializado en esta enfermedad. Durante todos estos meses, sus familiares y amigos no se han separado de su lado.

Prueba de lo querido que es el actor entre sus compañeros es la emoción que muestran cada vez que se les pregunta por el estado de salud del actor zaragozano. La última en compartir cómo se encuentra Gil ha sido Cristina Castaño, que también trabajó con el actor en La que se avecina.

En la serie interpretaba a Judith, con quien el de Zaragoza compartía numerosas tramas ya que hacía las veces de su amante. La química entre los dos traspasó la pantalla y forjaron una gran amistad durante el rodaje de la serie, que les ha llevado a apoyarse en todos los momentos especiales de sus carreras con todo el cariño.

«Poco a poco».

Por eso, no sorprende que la actriz se emocionase al ser preguntada por el estado de Gil. Castaño explicó que el actor se estaba recuperando favorablemente: “Se está recuperando, está yendo poco a poco y está toda la familia acompañándolo, dándole toda la fuerza y que deseamos siempre que se mejore pronto y podamos disfrutarlo”, contó a los reporteros.

Habían sido muchos los rumores que auguraban malas noticias para el actor. Algunas de las informaciones apuntaban a un posible empeoramiento de su estado de salud, mientras que otras tan solo aludían a que el proceso de recuperación estaba siendo muy lento y fatigoso. Castaño confirmó este último punto.

Aseguró que no tenía noticias de que hubiese empeorado su estado de salud. “Lo que sí sé es que está trabajando mucho la familia, apoyándolo mucho para que se recupere”, insistió, agradecida de que el actor cuente con el apoyo de su familia. “Tiene una familia muy unida, que lo quiere muchísimo y es una familia fuerte”, aseguró.

Castaño añadió que era una pena por lo que le estaba tocando pasar: “Que le haya sucedido esto es triste y doloroso, pero está arropado por una gran familia”, insistió. La actriz confió en una pronta recuperación, ya que le considera como “uno de los mejores compañeros que he tenido en mi carrera. Para mí es un buen amigo, un gran actor y un grandísimo compañero”.