Web
Analytics

Dabiz Muñoz detiene la grabación de El Xef al vivir este desagradable momento

El  cocinero ha estrenado la segunda temporada de ‘El XEF‘ mostrando su peor cara y repartiendo broncazos a sus empleados que no le dejan en muy buen lugar.

Parece que David Muñoz (o Dabiz Muñoz) guarda todo el buen rollo y el algodón de azúcar para Cristina Pedroche, y con sus trabajadores es un pequeño dictador que, ante el más mínimo fallo, pone el grito en el cielo con muy malas formas.

La segunda temporada del programa de Cuatro llegó con la locura de la apertura de StreeXO, y con un Muñoz malhablado al que la palabra puta no se le caía de la boca. Parece que alguien le ha dicho al cocinero madrileño que el secreto del éxito es decir muchos tacos y crear polémica en las redes sociales, y vaya si lo hizo.

Y este pasado domingo se estrenó un nuevo capítulo de la vida en directo del cocinero, y ¿a que no sabéis quien no faltó a la cita? Exacto, las malas formas del madrileño con todo bicho viviente que se cruzara en su camino. Tanto es así que los problemas con la prueba del menú llevaron al chef a detener la grabación del reality: “Vamos a parar un segundo David, please”, pedía el cocinero a David Miralles, el director del programa.

Después del receso para tomar aire y seguir rajando de sus empleados, incluso con ataques a su compañero Manu, el cocinero miró a cámara y habló de lo importante que eran los tiempos: “Los tiempos a partir de ahora son importantes en todo. Lo son en esa búsqueda del producto y decisión de los proveedores, y también en la operativa del restaurante que tiene que ver con los empleados y la infraestructura. Necesitamos estar preparados conforme se vayan cumpliendo los tiempos”. 

Uno de los problemas que más está calentando la cabeza de Dabiz es las dificultades que está encontrando para conseguir proveedores y productos de calidad en Londres. Ante ellos, algunos miembros de si equipo sugirieron a Muñoz conseguirlos en España: “¿Qué crees que estamos abriendo? Que no somos Paco Martínez Soria. No os entiendo, me hacéis colapsar… Tenéis la mente muy obtusa”. El genio ha hablado, los demás no somos dignos de su mente privilegiada. Amén.