Web
Analytics

Enseña su cuerpo en las redes tras dar a luz: “nadie muestra la verdad”

Una joven británica de 22 años ha decidido mostrar su cuerpo postparto real.

Mia Redworth ha compartido su cuerpo postparto real en las redes, sin ningún retoque, para demostrar a otras mujeres que es normal que el cuerpo se transforme durante el embarazo. La joven de 22 años dio a luz a su hijo Austin hace dos años, y después del embarazo, su cuerpo no era el mismo de antes.

“Después de tener a mi hijo, estaba muy triste por mi cuerpo. Mi estómago parecía un globo reventado, tenía estrías de color púrpura oscuro por todas partes, aunque utilicé todas las cremas posibles para detener esto durante el embarazo. Fui muy ingenua porque nadie muestra la verdad”, relata la joven.

Redworth hace hincapié en que las mujeres no acostumbran a enseñar cómo cambia el cuerpo después de dar a luz, por lo que ella imaginaba que después del embarazo su cuerpo no se transformaría demasiado. Pero cuando finalmente lo hizo se sorprendió, ya que había engordado casi veinte kilos y tenía muchas estrías.

“Fue un completo shock ver cómo se ve un cuerpo normal después de tener un bebé. Nunca vemos esto en Instagram o en los medios. Me sentí muy sola y no pude encontrar a nadie con quien pudiera identificarme. Puede ser aterrador mostrar tu verdadero ser sin editar en una plataforma que glorifica el Photoshop y la cirugía, pero solo he tenido que lidiar con gente odiosa unas pocas veces. Siempre he recibido amor y apoyo. Creo que la gente está deseando que alguien sea real”, explica Redworth en declaraciones recogidas por Telecinco.

Ahora, la joven asegura sentirse mejor consigo misma que antes del embarazo. Se dedica a entrenar en el gimnasio varias veces a la semana, bebe al menos dos litros de agua al día e ingiere comidas saludables.

“Solo quiero ser un buen modelo a seguir para Austin y mostrarle que la forma física y la vida sana pueden ser divertidas sin tener que restringir nada. No tengo el tamaño o el peso deseado para la vestimenta, ya que los números no significan nada: se trata de cómo te sientes. Y amo mi cuerpo como es ahora. Me encantan mis estrías y mi cicatriz de cesárea. Me he abrazado por completo y nunca he estado más feliz con la apariencia de mi cuerpo. Todos tienen sus propias “imperfecciones” y no hay nada imperfecto en ellas, nos hacen únicos. Cuentan una historia”, dice.

Redworth se ha aficionado a mostrar su progreso y sus entrenamientos en su cuenta de Instagram, y anima a todas las mujeres a no renunciar a ser madres por miedo al cambio físico.

“Has creado un ser humano en tu cuerpo y va a verse diferente. Tenemos todo el tiempo del mundo para cambiar nuestros cuerpos, pero no podemos permitir que las inseguridades nos impidan hacer recuerdos con nuestros hijos. ¡Métete en bikini y ve a nadar!”, explica.

Fuente