Web
Analytics

Esta modelo ha contado con pelos y señales cómo es ser novia de Justin Bieber

Tener como pareja a una estrella del pop podría parecer un camino de rosas… ¡pero no! Que se lo pregunten a nuestra heroína, que se había convertido en algo así como la novia oficial de Justin Bieber, con varios meses de viajes y selfies juntos, hasta que el canadiense publicó una tierna imagen recordando un beso con su ex Selena Gómez y todo el mundo perdió la cabeza.

Ella es una celebridad por derecho propio: se trata de Hailey Baldwin, hija del actor Stephen Baldwin y Kennya. Ha estado manteniendo lo que para todo el mundo ha sido una relación ni sí, ni no, ni blanco, ni negro, es decir, que nadie sabía exactamente cuál era la naturaleza de la misma. Esto ha sido, según ha contado ahora en una sincera entrevista para la revista Marie Claire, muy duro para ella.

gettyimages-470897896-nPCY8A

No quiero llamar la atención cuando estoy saliendo con alguien“, ha dicho. “Empezaron a llegar mensajes de texto, llamadas muy locas… es difícil salir con alguien que trabaja en este mundillo“, aseguró la modelo, que por cierto se parece mucho a Keira Knightley en la portada para Marie Claire.

 

Una foto publicada por Hailey Baldwin (@haileybaldwin) el

Tienes que tener mucho aguante y ser muy fuerte. Tienes que enfocarte en la persona y en nada más“. Realmente hay que tener mucho aguante si sales con alguien que está en los titulares de todo el mundo tanto por su talento musical, como por enseñarle el culo a los trabajadores de los sitios turísticos que visita.

 

Una foto publicada por Justin Bieber (@justinbieber) el

En todo caso, la mayor revelación de la entrevista ha sido que los dos no están realmente juntos, al menos no como novios en el sentido tradicional. “No somos una pareja exclusiva. Él está a punto de irse de gira“, ha contado la modelo de 19 años, que se declara soltera. Una fuente cercana ha dicho que “Bieber y Hailey se quieren pero tienen muy claro en qué punto están los dos en este momento“.

Vamos, lo que viene siendo unos “amigos con derecho a roce.

Vía Elegí mal día.