Web
Analytics

“Hijos de p*ta”, Jordi González se despacha en directo contra los asesinos de Samuel

El discurso de Jordi González sobrecogió a la audiencia.

Cuando los programas se emiten en riguroso directo, es inevitable que la actualidad se cuele entre los contenidos del formato. Aunque Telecinco domina desde hace muchos años la realización de realities, no huyen de la actualidad.

Al contrario: en el caso de Supervivientes, donde los concursantes viven completamente aislados de la actualidad hasta que son expulsados, es un factor más con el que jugar. Recordaréis que en la pasada edición tuvieron que comunicarles a los participantes que había sucedido la pandemia del Coronavirus, y como se iba a desarrollar la final del programa para no soltarse la normativa

En las normas que firman los concursantes en un contrato antes de volar hacia Honduras, se recoge que no van a tener información del exterior a no ser que se trate de asuntos muy serios y que les atañen directamente. En esta ocasión, recibían en el plató a Lara Sajen, que justo acaba de aterrizar en España después de participar en la última edición del programa de Telecinco.

Como es habitual, además de comentar los mejores momentos de la concursante, Jordi González también le explicó cosas que habían ocurrido en su ausencia. El presentador catalán sorprendió a todos al contarle que mientras ella estaba en Honduras, un grupo de salvajes había acabado con la vida del joven Samuel por ser homosexual.

González no dudó en atribuir el asesinato a la homofobia de los autores. Ante esta información, Sajen se quedó primero sin palabras sin saber qué decir. Después, empezaron a brotar de sus ojos lágrimas ante la impotencia que le produjo este salvaje asesinato.

La superviviente recordó que durante la semana del orgullo LGTBI rindió homenaje a estas fechas con un altar especial, esperando que ayudara a una mayor visibilización. Por su parte, Jordi González quiso dejar de lado su posición como presentador para opinar libremente y hacerlo poniendo los puntos sobre las íes.

Así, el conductor del programa afirmó que  ha afirmado que los autores de estos crímenes son unos auténticos “hijos de p**a”. Una afirmación que arrancó los aplausos de muchos en las redes sociales, agradeciendo la contundencia del presentador.

Después, González condenó todo tipo de violencia derivada de la homofobia. De acuerdo con el presentador, la homofobia sí que es una enfermedad que, desgraciadamente, aún afecta a muchas personas. Por su lado, Sajen reconoció que quedaba mucho camino para erradicar este tipo de conductas, pero que con la muerte de Samuel se ha dado cuenta de que el camino es mucho más largo de lo que ella creía.