Web
Analytics

Lágrimas de Liz Emiliano, su novio no se ha tomado muy bien su noche con Mario Casas

Compuesta y sin novio. Así se ha quedado Liz Emiliano después de su noche de fiesta con Mario Casas. 

La ex tronista de ‘MYHYV’ y ex concursante de ‘Gran Hermano’, Liz Emiliano, se ha quedado compuesta y sin novio después de la noche de fiesta que pasó con el actor Mario Casas y que terminó con ambos saliendo de una vivienda del madrileño barrio de Malasaña bien entrada la mañana.

Amor Romeira, amiga íntima de Liz y conocida por ser una de las primeras concursantes transexuales en participar en ‘Gran Hermano’, ha hablado en exclusiva de lo mal que lo está pasando su amiga en estos momentos: 

“Este tema es muy serio, estaba pasándolo muy mal. Su novio le ha dejado. Tenía una vida estable maravillosa, tenían planes de futuro, se iban a vivir juntos en marzo y Liz está destruida, está muy mal, además es mentira, se conocen de toda la vida. Cuando Liz salió de GH ya lo conocíamos (a Mario Casas) en las fiestas. Es una amistad de hace años, que por eso hay complicidad, no entiendo lo que dicen. El problema de ser guapa es que la gente se piensa que vas a estar con quien quieras. Mario estaba con su hermana Sheila y ella ya ha dicho que es mentira, que ella estaba con los dos.

Esto ha sido muy grave, Liz está muy mal. Se quiere ir del país, está muy mal, su vida ha dado una vuelta inesperada para mal que a mí me preocupa. No para de llorar, no levanta cabeza… ¡Está muy abajo! Imagínate que en cuestión de segundos tu vida se va a la mierda. Tienes a alguien con el que compartes tu vida, con el que tienes planes de futuro, y de repente todo se acaba. Yo desde aquí le mando un beso muy grande y quiero que sepa que no está sola, que nos tiene a nosotros, y también le pediría al novio que recapacitara un poco, que la escuchara, que la quiera y que valore más lo que han vivido que una mierda de noticia que es mentira. En este mundo está muy mal la cosa, todos los que se acercan son para ir a Sálvame… Y es una pena que para uno que encuentra, que tiene la vida estable, con un trabajo fijo, lo pierda por este rumor…”