Web
Analytics

Nace la nueva Ylenia, cansada de ser la rubia tonta ahora será así

¿Quién dijo que no se puede cambiar? Está claro que lo que haces o dices en tu pasado se convierte en una pesada losa que todos los que no te quieren te recordarán cada vez que abras la boca; pero cambiar –para mejor– se puede y se debe, y nadie tiene el poder de negarte dicha evolución. Nadie.

Un ejemplo de cambio que nos ha dejado con la boca abierta ha sido el de nuestra rubia preferida, Ylenia Padilla, que ahora presume de feminismo en las redes sociales, aunque muchos se pasen el día criticándola. La ex concursante de Gran Hermano VIP ha hablado largo y tendido en una entrevista en exclusiva para la web de Telecinco y nos ha dejado muchas perlas.

“Mi personaje ha sido viral en todo lo que he hecho. En ese sentido, no hay tanto cambio. Lo que pasa es que yo he salido en realities en la tele y se ha conocido sólo una faceta de mí. El primer reality, que era de pegarme la fiesta, destrozó mi imagen, y luego ‘Gran Hermano’ que te permite mostrar más facetas pero que es un encierro brutal. Después fui haciendo platós y me amoldé a la imagen de Ylenia con la que todo el mundo se había quedado. Pero esa no era la única Ylenia, nunca lo ha sido. Así que no sé qué decirte, yo no veo que haya sido una evolución mía. Es sólo que ahora me apetece hablar de temas que me inquietan, que me tocan por dentro, pero que no son nuevos para mí. Me he cansado del papel de Ylenia-Tiqui-Tiqui. Quiero que se me tome en serio, que se entienda que soy persona a parte de personaje.”

¿Y cómo llega Ylenia a este punto? Pues después de una fuerte pelea en un plató de Mediaset con Adara: “Yo me aparto de todo porque estaba un poco cansada de “la movida” en sí. Para mí fue un boom muy grande y fue mucho tiempo. Y un día me encontré en un plató perdiendo los papeles. En ese momento decidí parar, volver a casa y preguntarme ¿quién soy yo?

Asumí que ya no me gusta el perfil de soy retrasada, soy rubia, soy tonta, entendí que ya me he cansado. Y desde mi casa decidí empezar a hablar de un tema que me preocupa, que me preocupa desde siempre porque siempre he visto la relación injusta que hay entre hombres y mujeres.

Yo siempre he sido una persona feminista pero he crecido en una sociedad machista, con los insultos de “zorra, guarra” en la boca, es verdad. Y es por eso por lo que a mí se me ha tachado de machista. Y para nada. ¿Qué la he cagado con cosas así porque he crecido en una sociedad machista? Vale. Ahora me he dado cuenta de eso y lucharé contra el lenguaje para no tirar por la borda toda la otra lucha sólo por dos palabras.”

¡Bravo, Ylenia!