Web
Analytics

«Quería formar una familia y alejarla de ellos» Localizan a la misteriosa pareja de Esther López y apunta a los culpables de su muerte

Sale a la luz la pareja de Esther López y el caso da un vuelco inesperado

Según desveló en exclusiva para ‘En el punto de mira’ de Cuatro su pareja sentimental, Esther López, de 35 años, que fue hallada muerta en el municipio vallisoletano de Traspinedo hace una semana, tenía previsto formar una familia y vivir con un hombre. Esta persona, quien admitió que no causó la mejor impresión en el círculo cercano de la joven, dijo que ambos planeaban «alejarse de toda la gente».

En un intento por esclarecer el caso, el programa estuvo investigando a varios allegados y familiares de Esther López, obteniendo el testimonio de su pareja sentimental poco antes de que su cuerpo fuera descubierto en Traspinedo.

El programa no reveló la identidad de la persona, pero pudo demostrar la veracidad de su testimonio y su relación con la joven al mostrar su última conversación con ella. Su historia, relató, comenzó con «una amistad cuando ella era muy jovencita, pero mayor de edad» y terminó convirtiéndose en una unión en la que sintieron «que aunque pasen los años y otras personas, la conexión era la de siempre».

Según reconoció, habían estado saliendo durante más de un año y medio, aunque posteriormente se separaron y, en momento de su desaparición, dijo, estaban juntos y planeaban formar una familia y mudarse juntos a una casa «lejos». de todos»-

Su última conversación con Esther López sigue en manos de la Guardia Civil, pero reconoció que ya ha sido interrogado en dos ocasiones. Sus sospechas se dirigen hacia las últimas personas que vio Esther López, los amigos con los que pasó la fatídica noche de su muerte.

Fue vista con vida por última vez la noche de su desaparición por dos de sus amigos, que están bajo investigación. Las cámaras de seguridad y sus dos hijos, que estaban en casa, corroboran el relato de Carlos, uno de ellos, sobre lo ocurrido en La Maña. Aproximadamente a dos kilómetros del sitio en el que apareció su cuerpo, según el testimonio del otro investigado, Scar, bajó del coche en la urbanización El Romeral a las 03:30 horas. No había ninguna razón para que este sospechoso no fuera a trabajar al día siguiente y tampoco participó en ninguna de las búsquedas de Esther.