Web
Analytics

Un menor de 16 años detenido acusado de agredir sexualmente a su madre en Gran Canaria

Un menor de 16 años de edad ha sido internado en régimen cerrado de forma cautelar tras haber sido detenido por -supuestamente- agredir sexualmente a su propia madre el pasado martes en Gran Canaria. La titular del Juzgado de Menores número 2 de Las Palmas de Gran Canaria decretó esa medida a instancias de la Fiscalía Provincial después de tomar declaración al presunto agresor ayer en la Ciudad de la Justicia.

Según los datos recabados por este periódico, el menor fue detenido después de que su madre llamara a la Policía Nacional denunciando que había sido agredida sexualmente por su propio hijo. Al parecer y según la denunciante, la penetró vaginalmente, aunque cuando el joven compareció ayer durante la mañana ante la magistrada Mercedes Martínez Sánchez, afirmó que no recordaba absolutamente nada de lo sucedido al estar, presuntamente, bajo los efectos de alguna sustancia estupefaciente.

El fiscal José Antonio Blanco fue el encargado de llevar este procedimiento y fue el que interesó la medida cautelar del internamiento en régimen cerrado, que en adultos sería similar a la prisión provisional. El menor pernoctó anoche en el centro grancanario de La Montañeta, pero de forma inmediata y cuando se lleven a cabo los protocolos Covid será trasladado a las instalaciones de Valle Tabares, en Tenerife, la única de régimen cerrado que hay en las islas.

Por el momento, el caso va a ser instruido por un delito de agresión sexual con penetración sin perjuicio de otra calificación mientras vaya avanzando la investigación.

Esta medida cautelar privativa de libertad debe de llevar aparejada indicios suficientes de la comisión presunta del delito, el peligro al que se pueda enfrentar la víctima, el supuesto riesgo de fuga, entre otras variables, además de que se atiende siempre a las circunstancias personales del propio menor -que estaba bajo los efectos de alguna droga- y el tipo de delito cometido, que en este caso está calificado de muy grave.

Además, se ha acordado también a petición del fiscal de la sección de Menores que se active el protocolo anti suicidio para este joven de 16 años, atendiendo a las circunstancias especiales que expuso en su comparecencia en la que detalló que no recordaba nada de lo sucedido, por lo que, presuntamente, se enteró de lo ocurrido después de haber sido detenido por efectivos de la Policía Nacional.

Este caso de extrema gravedad se suma al gran aumento de menores involucrados en delitos graves como los abusos y agresiones sexuales y los relacionados con la violencia de género. En los mismos, es preocupante también el hecho de que haya disminuido la franja de edad de los menores expedientados.