Web
Analytics

Un niño de 11 años se suicida después de disculparse con un compañero al que había acosado

El 9 de marzo, se conoció la muerte de Alisha K., una niña de 14 años cuyo cuerpo fue encontrado sin vida en las aguas del río Sena en París a manos de dos compañeros de clase de 15 años, un hecho que conmocionó a toda Francia. El aumento de la violencia entre adolescentes ha generado mucha preocupación en el Gobierno y la sociedad gala, hasta el punto de preparar un plan general para frenar el creciente acoso escolar y las guerras de pandillas.

Este pasado lunes ha ocurrido otro dramático caso, el de un niño de once años que falleció en el hospital Necker de París tras saltar por la ventana de su habitación, en la que antes había dejado una carta de disculpa por haber acosado a un compañero de clase, según informaron medios franceses.

Una vecina avisó de lo sucedido a la madre del niño tras presenciar la horrible escena en el cuarto piso de un edificio de la localidad francesa de Vitry-sur-Seine, a las afueras de París. Según el medio francés LCI, la fiscalía de Créteil ha abierto una investigación para conocer las causas concretas de la muerte, después de que el menor hubiera sido sancionado en su colegio por haber acosado a uno de sus compañeros.
En casa, tras la reprimenda de su madre y después de que ésta lo hubiera mandado a su habitación castigado, el menor escribió una carta de disculpa y después se suicidó arrojándose al vacío.