El sorprendente aspecto nuevo trabajo con el que “sobrevive” Natalia Cuesta de ‘Aquí no hay quien viva’

De actriz a matemática: la sorprendente trayectoria de Sofía Nieto

Muchos recordarán a Sofía Nieto como la hija de los presidentes de la comunidad de vecinos más famosa de la televisión. La actriz, que se dio a conocer en ‘Aquí no hay quien viva’, fue una de las caras más populares de la pequeña pantalla durante varios años. Sin embargo, su carrera dio un giro radical cuando decidió abandonar la interpretación y dedicarse a su otra pasión: las matemáticas.

Un fenómeno catódico

Sofía Nieto nació el 16 de agosto de 1984 en Madrid. Su nombre completo es Elena Sofía Nieto Monje y su debut en la televisión fue en 2003, cuando tenía 19 años. Su primer papel fue el de Natalia Cuesta Hurtado, la hija adolescente de Juan (José Luis Gil) y Paloma (Loles León), los presidentes de Desengaño 21, el edificio donde transcurría ‘Aquí no hay quien viva’. La serie, creada por los hermanos Caballero, se convirtió en un éxito de audiencia y crítica, y catapultó a la fama a muchos de sus actores.

Sofía Nieto se mantuvo en el reparto durante las cinco temporadas que duró la serie en Antena 3, desde 2003 hasta 2006. Su personaje evolucionó de ser una joven rebelde e inconformista a una mujer madura e independiente, que se casó con Roberto (Daniel Guzmán) y tuvo un hijo con él. La actriz se ganó el cariño del público con su naturalidad y su simpatía, y se convirtió en uno de los rostros más reconocibles del show business español.

Un cambio de cadena y de personaje

Tras el final de ‘Aquí no hay quien viva’, los hermanos Caballero iniciaron un nuevo proyecto en Telecinco: ‘La que se avecina’. Se trataba de una serie con un formato similar al de su anterior creación, pero con nuevos personajes y escenarios. Sofía Nieto fue una de las actrices que se sumó al cambio de cadena, junto con otros compañeros como Fernando Tejero, Malena Alterio o Eduardo García.

En ‘La que se avecina’, Sofía Nieto interpretó a Sandra Espinosa, una joven becaria que trabajaba en la peluquería de Araceli Madariaga (Isabel Ordaz). Sin embargo, su personaje no tuvo el mismo peso ni el mismo desarrollo que el de Natalia Cuesta. La salida de Isabel Ordaz al comienzo de la segunda temporada dejó a Sandra sin una trama definida. La actriz pasó a ser una secundaria que aparecía esporádicamente como camarera del Max & Henry, el bar del edificio donde se ambientaba la serie.

La tercera temporada supuso un punto de inflexión para ‘La que se avecina’, que introdujo numerosos cambios en su reparto y en su tono. La serie consiguió mejorar sus resultados de audiencia y consolidarse como una de las comedias más exitosas de la televisión. Sin embargo, Sofía Nieto no formó parte de esa renovación. Su personaje desapareció sin explicación y nunca más volvió a aparecer en la serie.

Una nueva vida dedicada a las matemáticas

Sofía Nieto decidió alejarse del mundo de la interpretación y centrarse en su otra gran pasión: las matemáticas. La actriz había estudiado esta carrera en la Universidad Autónoma de Madrid, donde se licenció con un premio extraordinario por sus excelentes calificaciones. Además, obtuvo un doctorado en matemáticas en la misma universidad, lo que le abrió las puertas para trabajar como profesora.

Desde 2010 hasta 2016, Sofía Nieto fue profesora adjunta de la UAM, donde impartió clases de Álgebra lineal y Geometría y Cálculo. Su labor docente e investigadora le permitió desarrollar su vocación por las ciencias exactas y alejarse del foco mediático. La actriz no tiene presencia en redes sociales y se desconoce a qué se dedica actualmente.